jueves, 25 de noviembre de 2010

Ligeramente embarazada: la dama y el vagabundo

(Escrita el 27 de noviembre de 2007)


La oferta de comedias en la cartelera de Bucaramanga, se ha caracterizado en los últimos meses por presentar únicamente películas norteamericanas de Hollywood y entre ellas los títulos que se ofrecen no se destacan precisamente por su innovación.  Se determinan  más por ser clichés de éxitos anteriores, secuelas que ya tuvieron éxito comercial en años anteriores o intentos por crear en el desgastado subgénero romántico más historias de amor improbables que finalmente terminan siendo tediosas.  Han pasado títulos como: Una Pareja Explosiva 3, Los declaro Marido y Larry, Encantada, Una casa patas arriba, Una película épica y Música y letra, entre otras desgracias. Por eso entre tantos retazos la aparición de Ligeramente Embarazada (Knocked up) sobresale por encima de ellas de manera imponente, haciendo la aclaración, que es solo dentro de la oferta actual.  Ligeramente Embarazada se presenta como una obra hilarante en muchos momentos y aunque no es absolutamente brillante, si tiene una estructura narrativa que soporta tanto la comedia como el romance y los momentos dramáticos.   

El argumento se centra en Ben Stone (Seth Rogen) y Alison Scott (Katherine Heigl) quienes después de una noche de fiesta en la que se conocieron y posteriormente compartieron la cama, se ven casi obligados a llevar una relación al quedar ella embarazada.    Los mundos de los dos personajes no pueden ser más distintos: ella es una periodista en ascenso en el canal E! Entertainment y él, un vago declarado que piensa hacerse rico algún día lejano con sus amigos por medio de una página web de secretos morbosos del cine.   Aunque habría que recordar unas grandiosas parejas como la de Sonia Braga y Marcello Mastroianni en Gabriela o la de Robert De Niro y Jodie Foster en Taxi Driver o también la que hicieron Ruth Gordon y Bud Cort en Harold and Maude, la de Rogen y Heigl  es una pareja que a la luz de hoy recordaría lo que en 1955 fueron los dos personajes animados que hizo Walt Disney con su resonada película La dama y el vagabundo.  No obstante, hay que aclarar que el personaje de Seth Rogen es aun más desaliñado que “Golfo” el perro protagonista de la obra de Disney y que el personaje de Allison debería aprender algunas normas de etiqueta de “Reina”.
El camino que decidió tomar el guión de Judd Apatow quien también es el director, fue el de confrontar las actitudes de los personajes y no los mundos que representan entre sí.  Pudo haber caído en la lucha de clases sociales, pero se direccionó en primer lugar, al camino de las responsabilidades por la llegada de la nueva criatura y posteriormente al cambio de hábitos que la situación les exige a los futuros padres.  A su vez, la contraparte de los personajes coprotagónicos redondea las situaciones dramáticas con las disputas diarias de Debbie (Leslie Mann) la hermana mayor de Allison y su esposo Pete (Paul Rudd) quienes además de llevar un matrimonio tenso son el modelo de convivencia cercano para la nueva pareja de Allison y Pete.   Caso aparte son los cuatro compañeros de casa de Pete, quienes reúnen entre ellos un gran peso en la balanza de la comedia al ser parte de los momentos de mayores carcajadas tanto por las situaciones como por los diálogos de profundo inutilidad que sostienen en sus apariciones en pantalla.  Son un grupo de desocupados, ociosos y perezosos que durante mucho tiempo han sido la gran compañía de Pete.
La comedia ha sido en definitiva el camino que mejor ha maniobrado Judd Apatow en su extensa carrera en el mundo de la producción audiovisual.  Fue productor de películas como Supercool, Pateando y gritando y La leyenda de Ron Bungurdy, estas dos últimas con Will Ferrell como protagonista.   Fue guionista de Las locuras de Dick y Jane con Jim Carrey  y fue productor ejecutivo de series de televisión como El show de Larry Sanders, Freeks and Geeks y El show de Ben Stiller. 
Como director y guionista, Ligeramente Embarazada es su segunda película. Ya antes había logrado recoger muchos aplausos en 2005 con Virgen a los cuarenta años con Steven Carell, en la que desarrolló la situación de un hombre virgen a esa edad, que es descubierto por sus compañeros de trabajo.  Sus pergaminos demuestran que ha trabajado junto con los cómicos más importantes de la actualidad en Hollywood, y su valor agregado está en ser el escritor de muchos de los mejores “gags” y líneas de estos notables actores del género.
A pesar de que Ligeramente Embarazada se siente alargada y algunas de las situaciones son muy forzadas y vulgares , esta es la mejor obra de la filmografía de Judd Apatow.   Es una mirada con comicidad a la difícil experiencia de empezar a ser padres, donde no dejó por fuera el aporte de los seres cercanos que ya han pasado por esa experiencia y que a su acomodo, unas veces rígido, otros relajado, tratan de ayudar a conformar una nueva familia.  También los diálogos entre parejas femeninas y masculinas tienen grandes momentos que se acercan a la realidad de lo que se piensa pero que no se dice en medio de las disputas entre parejas.
Esta película es recomendada para los que quieren volver a reír en una sala de cine, en vez de esperar los chistes ya cansados de Hollywood, que hacían pensar que la comedia como género en la actualidad, estaba siendo un recuerdo clásico del cine, por allá mucho tiempo atrás cuando si hacían reír.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada